RAZAS‎ > ‎

CASANARE (CAS)

Resumen

CASANARE Se estima que la población pura es menor de 421 animales. La zona de influencia es la llanura o sabana inundable de los departamentos de Arauca y Casanare, caracterizada por poseer suelos ácidos con extremas sequías e inundaciones; forrajes de escasa calidad nutritiva, sistemas de manejo extractivos, de pocos o nulos insumos; la temperatura puede superar los 35 °C; la precipitación oscila entre 1.600 y 3.500 mm. Estas características ambientales y de manejo produjeron un bovino de temperamento nervioso, tamaño pequeño, pero supremamente hábil para sobrevivir y reproducirse en tales condiciones. El color del pelaje es variado, pero con predominio de animales con un solo color de la capa, desde negra hasta amarilla clara. Posee cuernos grandes, línea dorsal recta y angosta, extremidades delgadas y fuertes, que lo habilitan para cubrir largas distancias en busca de alimento y agua. 

LA RAZA CRIOLLA CASANARE

 

Sastre H. J. MVZ, DMV.

 

INTRODUCCIÓN

 

 

Colombia por poseer siete razas de ganado criollo y ocupa el primer lugar en Latinoamérica en cuanto a diversidad bovina, esta diversidad racial se debe fundamentalmente a la adaptación que las razas españolas tuvieron que hacer para sobrevivir en las diferentes regiones geográficas de Colombia. Es así como en la región de la Orinoquia Colombiana se desarrollaron dos razas, una de  ellas la raza Criolla Casanare.

 

Aunque desde 1936 el Gobierno Nacional a través del Ministerio de Agricultura viene desarrollando planes de conservación de los recursos genéticos bovinos mediante la formación de grupos o núcleos de conservación, dentro de estos planes no han incluido a la raza Criolla Casanare.

 

A la raza bovina Criolla Casanare no se le ha estudiado toda su potencialidad, teniendo en cuenta que sobrevive en un medio inhóspito de la Orinoquía Colombiana, entonces, su estudio, conservación, multiplicación, difusión y utilización son necesarias para contribuir al mejoramiento del sector agropecuario orinocence debido a las cualidades de fertilidad y sobrevivencia importantes en la producción ganadera en cualquier parte del mundo.

 

Con la introducción de Bos indicus o ganado Cebú en la región hacia el año 1950, se comenzaron a cruzar las dos razas y los buenos resultados mostrados por efecto del vigor híbrido al cruce de machos Cebú con hembras criollas, fueron mal interpretados de tal forma que se le atribuyó todo el valor al Bos indicus desconociendo el aporte genético del Criollo Casanare. Se generalizó la práctica de utilizar toros Cebú permanentemente en todas las ganaderías de tal forma que en la actualidad la raza Criolla Casanare está a punto de desaparecer como consecuencia de los cruces absorbentes sucesivos.

 

Aunque el Cebú por proceder de regiones tropicales, se adapta bien en suelos de piedemonte, no tiene el mismo comportamiento en las áreas de llanura inundable, en las cuales durante 6 meses se presenta intensas lluvias que hacen desbordar los ríos e inundar gran parte de las sabanas quedando sólo las áreas mas altas “bancos” desprovistas de agua y donde permanece el ganado cebú pues no tiene la habilidad de pastear como lo hace el criollo en áreas inundadas durante las horas del día para salir a los bancos en las horas de la noche. Este comportamiento en el Cebú hace que se presenten áreas de sabanas erosionadas por el aumento de la carga animal sobre las áreas secas, el incremento de enfermedades y por ende la mayor necesidad de utilizar insumos externos que hacen menos productiva la actividad ganadera en la región.

En estos momentos cuando el Mundo esta pidiendo el uso racional de los recursos es cuando entra en juego la posibilidad de utilizar animales adaptados a las condiciones medioambientales existentes, que no tengan dependencia de insumos externos y que produzcan aunque no en la misma cantidad que los sistemas subsidiados, pero si que muestren una rentabilidad que le permita al ganadero mejorar su nivel de vida.

 

La situación  del Criollo Casanare es preocupante. Según FAO, una población de bovinos se encuentra en riesgo de extinción cuando existen menos de 1000 hembras y 20 machos en edad reproductiva. Según el reporte de DAD-IS en el censo de las razas criollas efectuado en 1986, la población de Criollo Casanare era de 1951 reses; en el censo de 1999 y a diferencia de los datos presentados de las otras razas en Colombia, se informa que la población aumentó a 5.550 reses. Cabe decir, que si las razas que tienen protección especial no han logrado aumentar en población, ¿Por qué razón lo ha de hacer la raza Criolla Casanare que no tiene ningún manejo ni protección?, ¿Será que los censos no se han hecho con la rigurosidad que se necesita?, teniendo en cuenta las dificultades de acceso al área y que no existe una descripción fenotípica ni genética de la raza y en cambio, ¿Se han censado animales cebuínos? Lo cierto es, que al menos en el Departamento de Casanare, el número de animales criollos se ha reducido a tal punto que solo quedan cuatro ganaderías como núcleos criollos, con menos de 100 reses cada una, y esto por que los propietarios las han mantenido como colecciones vivientes manejándolas de forma separada al resto de ganados cebuínos.

 

Teniendo en cuenta la gravedad de los hechos, se busca con la publicación de esta información unificar los criterios sobre la raza, pues debemos ponernos de acuerdo en la definición de las características tanto externas como internas que tiene la raza Criolla Casanare.

 

Con base en un estudio etnológico o estudio de razas realizado en tres fincas de diferentes Municipios del Departamento de Casanare(Colombia), donde aún hoy quedan núcleos de conservación en pureza de los bovinos Criollos Casanare, se determinaron desde el punto de vista fenotípico las siguientes características:

 

ü      Características fanerópticas o características externas referentes a la piel y sus anexos.

ü      Características morfológicas o características definibles dentro de la forma .

ü      Características morfométricas  o características que se pueden medir métricamente.

 

Y desde el punto de vista genético, se determinó la variabilidad existente entre y dentro de poblaciones de raza Criolla Casanare.

 

Con dichas medidas se elaboró por primera vez para la raza Criolla Casanare un estándar que servirá de guía para desarrollar las estrategias de recuperación y conservación de estos animales  para contribuir al mejoramiento de los sistemas de producción bovina en las llanuras inundables de Colombia.

 

CARACTERIZACIÓN DE LA RAZA CRIOLLA CASANARE

 

El estudio racial comprende dos grandes apartes:

 

  1. Un estudio fenotípico, o análisis de las características externas de los animales.
  2. Un estudio genotípico, o análisis de las características de los genes.

 

A su vez, el estudio fenotípico comprende entre otros los siguientes apartes:

 

    • Caracterización faneróptica: relacionada con las características de la piel y anexos como cuernos, mucosas y pezuñas.
    • Caracterización morfológica: relacionada con las características que definen la forma de ciertas partes de los  animales.
    • Caracterización morfométrica: relacionada con las características que son métricamente medibles.

 

 

 

Caracterización faneróptica

 

Se estudiaron las características fanerópticas, referentes a la piel y sus anexos, de  la raza bovina Criolla Casanare, utilizando 23 variables sobre 42 hembras  y 3 machos puros de tres ganaderías en el departamento de Casanare. Se realizaron los estadísticos descriptivos y la prueba de significación M-L Chi-cuadrada. A continuación se muestran las variables y sus porcentajes de ocurrencia:

 

Cabeza: Color del pitón = 76,2% negro, 21,4% caramelo, 2,4% blanco; Color de la pala (tercio medio del cuerno) = 54,8% blanca, 45,2% oscura; Flequillo = 100% ausente.

 

Cuello y tronco: Papada = 69% discontinua, 16,7% continua y 14,3% ausente; Pliegue umbilical = 59,5 % ausente, 40,5% presente; Morrillo o giba = 100% ausente;

 

Piel y anexos: Pigmentación mucosas = 73,8% negras, 16,7% sonrosadas y 9,5 oscurecidas; Pigmentación en pezuñas = 71,4% negras, 14,3% veteadas, 9,5% claras y 4,8 oscurecidas; Longitud del pelo = 100% corto; Finura del pelo = 100% fino; Características de la capa = 76,2% uniforme discontinua, 19% uniforme continua y 4,8% compuesta.

 

Capa: Numero de colores = 69% dos colores, 19% mas de dos colores, 11,9% un solo color; Color de la capa = 33,3% castaño oscuro, 26,2 Jabonero (lebruno), 21,4% castaño, 9,5% Rubio (Barroso), 4,8% berrendo (zardo), 2,4% colorado y 2,4% castaño claro; Particularidades en la capa = 64,3 Ausente, 35,7% presente; Bragado = 81% ausente, 19% presente; Meano = 81% ausente, 19% presente; Bociblanco = 83,3% ausente, 16,7% presente; Lucero = 97,6% ausente, 2,4% presente; Coliblanco = 85,7% ausente, 14,3% presente; Ojinegro = 95,2% ausente, 4,8% presente; Cariblanco = 100% ausente; Calcetero = 90,5% ausente, 9,5% presente.

 

Caracterización morfométrica

 

Se estudiaron las características morfométricas de  la raza bovina Criolla Casanare, utilizando 18 variables zoométricas y 15 índices bovino métricos sobre 29 hembras  y 2 machos puros de dos ganaderías en el departamento de Casanare. Los resultados se detallan el la Tabla 1. Se describe la raza como de perfil ortoide o rectilíneo, elipométrica y longilínea de conformación adecuada para la producción de carne en sistemas tropicales. Las correlaciones obtenidas entre variables (61,7%) y entre índices indican una armonía "media-alta"; es decir, que se parte de un grupo de animales homogéneos de forma que la actuación por selección sobre un carácter llevaría consigo la respuesta en las otras variables en la misma medida del porcentaje de correlación.

 

Caracterización morfológica

 

Se estudiaron las características morfológicas de  la raza bovina Criolla Casanare, utilizando 24 variables sobre 42 hembras  y 3 machos puros de tres ganaderías en el Departamento de Casanare. A continuación se muestran las variables y sus porcentajes de ocurrencia en la población:

 

Cabeza: Sección del cuerno = 83% circular; Posición del cuerno = 47% opistoceros y 42% ortoceros; Desarrollo de los cuernos = 64% grandes, 33 % medianos; Forma de los cuernos = 47% gancho alto y 26% en semiluna; Tamaño de los orejas = 88% medianas; Dirección de las orejas = 93% horizontales; Orbitas = 67% poco marcadas; Perfil cefálico = 95% recto.

 

Cuello y tronco: Longitud del cuello = 100% mediano; Línea dorso lumbar = 98% recta; Vientre = 90% algo recogido.

 

Grupa y extremidades: Nacimiento de la cola = 56% en línea y 29% entre ísquiones; Forma de la nalga = 88% recta; Finura de la cola = 95% fina; Tamaño de la borla = 36% pequeña, 32% mediana y 32% grande; Aplomos = 95% buenos.

 

Ubre: Inserción de la ubre = 97% normal y firme; Simetría de las ubres = 97% simétricas; Tamaño de la ubre = 91% pequeña; Tamaño de los pezones = 71% pequeños; Uniformidad en los pezones = 94% igual tamaño.

 

Tabla 1. Variables e índices zoométricos en la raza criolla Casanare.

Variables zoométricas del bovino Criollo Casanare

Índices zoométricos  en bovino Criollo Casanare

 

 

Caracterización Genética

 

Se estudió la variabilidad genética de la raza bovina criolla Casanare. Se analizaron 22 microsatélites de 79 individuos, 54 de la raza criolla pertenecientes a 3 ganaderías que corresponden con los únicos efectivos en pureza que pueden quedar en la actualidad en el departamento de Casanare. Para compararlos con otras razas, se obtuvieron 14 muestras de Cebú, 8 de cruce Cebú x Criollo y 3 muestras de raza Pardo Suiza que fueron procesadas en el laboratorio de DNA del Departamento de Genética de la Universidad de Córdoba, Andalucía, España, mediante la técnica de PCR, detección del polimorfismo por electroforesis en geles de policrilamida y tipificación en secuenciador automático. Se obtuvieron los siguientes resultados:

 

Diferenciación génica entre ganaderías (GST ), 0,0278; distancia genética entre ganaderías ( FST ),  0,03634. el número medio de alelos por locus (NPA) entre razas: Casanare, 8,54; Cebú, 6,59; Cruce, 5,77 y Pardo Suizo, 3,81. Las heterocigocidades observadas (Hob): Casanare, 0,7273; Cebú, 0,6691; Cruce, 0,6962 y Pardo Suizo, 0,7121. La distancia genética (Fst:) entre razas fue de 0,03134; los valores de consaguinidad (Fis) fueron: Casanare, 0,05747; Cebú, 0,11764; Cruce, 0,12165; Pardo Suizo, 0,12963.

 

El análisis genético, utilizando el polimorfismo del DNA de microsatélites, de las razas Casanare, Cebú, Pardo Suizo y del cruce Cebú x Casanare, permite caracterizar y diferenciar genéticamente a la raza Casanare, es decir definir por primera vez su perfil genético. Las frecuencias alélicas, las medidas de la diversidad génica y el número de alelos demuestran la superior variabilidad genética de la raza Casanare respecto de las restantes razas. Los valores F de Wright (Fis) muestran que la consanguinidad no alcanza valores preocupantes en los animales muestreados  de la raza criolla Casanare.                                                             

 

 

Bibliografía

 

 

Sastre H. J.; Rodero E; Rodero A.; Azor P.J.; Sepúlveda N. G.; Herrera M.; y Molina A.   2005.             Caracterización faneróptica, morfológica, morfométrica y genética de la raza     colombiana  criolla Casanare. Memorias: III Seminario Regional Agrociencia y           Tecnología Siglo XXI. Medio Magnético. CORPOICA, ICA. CIAT y Secretaría de      Agricultura del Meta. Villavicencio, Meta. Nov. 2005.

 

 


Comments